EQUO reclama a la Junta de Andalucía la suspensión del Toro de Cuerda de Carcabuey por maltrato animal

La formación ecologista rechaza de pleno el Toro de Cuerda que tendrá lugar en la localidad cordobesa de Carcabuey el 20 de agosto con motivo de las fiestas de la Aurora y el 10 de septiembre con motivo de las fiestas patronales de la Virgen del Castillo.

torocuerda2016

El Reglamento de Espectáculos Taurinos Populares de Andalucía prohíbe taxativamente, en su artículo 5.3 aprobado por Real Decreto 62/2003, el uso de sogas y cuerdas para sujetar a los animales y el maltratar, herir, pinchar, golpear o tratar cruelmente a las reses, como dicta el sentido común, ya que estas prácticas producen sufrimiento psíquico y físico en ellos. Prohíbe así mismo los siguientes tipos de festejos taurinos populares: Festejos que consistan en embolar las defensas de las reses, prendiendo fuego al material o sustancia con la que se ha realizado el embolado, festejos que consistan en sujetar antorchas u otros elementos similares a los cuernos de las reses y festejos que consistan en atar o limitar el movimiento de las reses mediante la utilización de maromas, sogas o de cualquier otro elemento similar, salvo cuando ello sea necesario para llevar a cabo la recogida de aquellas a fin de dar por concluido el festejo.”

Sin embargo, este mismo Reglamento, en su disposición adicional primera, crea una excepción con aquellos espectáculos que tienen una tradición acreditada, entre los que nombra a Carcabuey y a otros municipios andaluces. En este caso, el más básico sentido común, el de proteger a los animales como son los usados en estos festejos, se hace añicos por la calificación como Fiesta de Interés Turístico.

Que los animales sufren y no están adaptados a estos espectáculos es irrefutable. Los informes sobre el estrés y el sufrimiento de los bóvidos, están recogidos en numerosos artículos científicos, y así lo corroboran numerosos estudios de la Asociación AVATMA.

Ana María Carnero coportavoz de EQUO Córdoba, ha vuelto a insistir de que “se elimine definitivamente de todas las programaciones el maltrato animal en los festejos y fiestas de Andalucía”. Comenta además que “desde EQUO rechazamos y condenamos de manera enérgica todo tipo de utilización de animales en fiestas locales, reprobando en especial aquellas actividades que cuenten con subvenciones y tengan entre su público a menores de edad”.

El portavoz provincial de EQUO, Salustiano Luque, lamenta las desafortunadas palabras del presidente de la Diputación (PSOE), Antonio Ruiz justificando la promoción de las fiestas tradicionales y populares en torno al mundo del toro por su repercusión económica y cultural, obviando el maltrato animal que en todas ellas se producen hacia toros y novillos. Desde EQUO consideramos inapropiado el apoyo de la Diputación de Córdoba al Congreso Nacional del Toro de Cuerda que se celebrará el próximo año en Carcabuey. También pone de manifiesto que “aunque contamos en Andalucía con una Ley de Protección Animal desde el 2003 son muchas las excepciones de ésta que permiten actos de crueldad animal (corridas de toros, novilladas, becerradas, encierros taurinos, clases prácticas con reses celebradas por las escuelas taurinas, competiciones autorizadas de tiro pichón, toro de cuerda…). Nuestra formación política se encuentra trabajando en la actualidad en el proyecto de una nueva Ley de Protección animal que no recoja estas excepciones y prohíba cualquier actividad de maltrato animal”.

 EQUO reclama a la Junta de Andalucía la abolición de este tipo de espectáculos y al Ayuntamiento de Carcabuey y demás municipios de la provincia, así como a la Diputación Provincial que dejen de promocionar, colaborar y subvencionar eventos en los que se maltraten animales y eliminen de una vez el maltrato animal de la programación de sus Ferias y Fiestas. No existe, en pleno siglo XXI, justificación ni argumentos que aplaudan un acto de crueldad con un animal.

 

Un comentario

  1. Qué cantidad de actividades taurinas tenemos en Córdoba y muchas de ellas subvencionadas con dinero público de ayuntamientos o Diputación Provincial en tiempos de recortes en sanidad y educación, de saqueo bancario, de tarjetas blacks, de deshaucios: jornadas taurinas, toros de cuerda, presentaciones de libros, conferencias, ponencias diversas, revistas gratuitas, reinauguraciones de museos que no gustan a los taurinos, etc. Todo esto conviviendo con una crisis enorme de afición.
    ¿Será esta enfervoricida actividad taurina un claro síntoma del canto de cisne de la Lidia?

Deja una respuesta