EQUO denuncia el abandono del Patrimonio cordobés por parte de la Junta de Andalucía y reclama más inversión en su conservación

El partido ecologista recuerda que tras la reciente inclusión del Palacio de la Isabela (Alcolea) en la lista de Patrimonio en peligro que elabora la prestigiosa Asociación Hispania Nostra, ya suman ocho los monumentos cordobeses en peligro. Los otros siete son el Castillo de Sotomayor y el convento de los Cinco Mártires de Marruecos (en Belalcázar), la torre de Arias Cabrera, las Alcubillas de Córdoba, el Puente Romano de Villa del Río, el Castillo de Dos Hermanas (Montemayor) y la ermita de la Consolación, en Bujalance.

foto isabela

La formación verde considera que la política de Rosa Aguilar consiste en “fuegos de artificio y humo” sin un plan consistente que preserve y ponga en valor aquellos elementos patrimoniales menos mediáticos. Igualmente,  reclama que la política patrimonial se convierta en un dinamizador social y económico, especialmente en las comarcas más deprimidas

EQUO observa con gran preocupación como el patrimonio cultural y artístico cordobés se deteriora paulatinamente ante la desidia de la administración competente, la Junta de Andalucía, y la actitud de la Consejera, más enfocada a conseguir titulares que a trabajar por la conservación del mismo. Por ello reclama un plan concreto, con fondos suficientes, para evitar la ruina del patrimonio amenazado y convertirlo en un factor de bienestar en su entorno.

En palabras de Ana María Carnero, coportavoz provincial de EQUO: “Es evidente como se van deteriorando poco a poco monumentos que tienen un gran valor cultural y que deberían servir como atractivo turístico y de dinamización socioeconómica, como sucede con el Castillo de Belalcázar, un ejemplo único de arquitectura militar. Hace siete años que se adquirió ante su estado ruinoso y sólo ahora, y con fondos europeos, la Junta comienza su rehabilitación. Belalcázar podría sacar un partido enorme a su castillo, con escuelas-taller, rutas turísticas, visitas escolares y otros eventos, mientras que por el momento no hay nada de nada. Y como este ejemplo, hay muchos otros.”

belacazar

Por su parte, Salustiano Luque ha incidido en el carácter de “política de cartón piedra” de las actuaciones de la Consejería en Córdoba. “Rosa Aguilar, como ya sabemos bien en Córdoba, sería una gran vendedora, puesto que consigue que parezca que hace mucho cuando, en realidad, toda su actividad está dirigida a conseguir titulares y acaparar la atención mediática, como con el debate sobre la declaración de la ciudad de Madinat al-Zahra como Patrimonio de la Humanidad. En lugar de resolver los muchos problemas del yacimiento (Parcelaciones en suelo BIC, escasa o nula inversión, carencia extrema de personal, el Salón Rico cerrado hace años, entre otros), organiza un Congreso para salir en prensa proclamando las virtudes de la ciudad califal y de la política de la Consejería”.

Un comentario

  1. Y recordemos a la ciudadanía que ella, como alcaldesa, contribuyó al deterioro del entorno de Madinat al Zahara, permitiendo que creciesen las parcelaciones y oponiéndose a las actuaciones de protección de la Junta de Andalucía.

Deja una respuesta