EQUO propone la candidatura de Córdoba a la Capitalidad Verde Europea.

La formación verde reclama unos presupuestos que den respuesta a la Emergencia Climática y convertir la ciudad en un modelo de adaptación a sus consecuencias.

EQUO recuerda que todos los estudios señalan a Andalucía como una de las zonas del mundo más expuestas a impactos severos en los próximos años.

Córdoba, 21/02/2020. La formación ecologista EQUO ha reclamado hoy a PP y Ciudadanos que los presupuestos municipales tomen en cuenta de forma “clara y decidida” la situación de creciente Emergencia Climática que afronta la ciudad, como el conjunto del planeta, con impactos ya claramente perceptibles como la subida de las temperaturas durante todo el año, la reducción de precipitaciones y la multiplicación de especies invasoras, con consecuencias severas en la economía y la salud de la población cordobesa.

El partido verde recuerda que el pleno del Ayuntamiento acordó el pasado 14 de noviembre, por unanimidad de todos los grupos municipales, apoyar la declaración de emergencia climática. “Para que esta declaración no quede en un brindis al sol debe traducirse en medidas concretas con su correspondiente financiación en los presupuestos”, ha señalado Salustiano Luque, coportavoz de EQUO Córdoba, proponiendo medidas como la reducción del tráfico rodado y reorganizar en general  la movilidad por el núcleo urbano, un sustancial aumento del arbolado de sombra, multiplicación y mejora de zonas verdes, bioclimatización de edificios y espacios públicos o modificación de materiales empleados en construcciones y viarios, entre otras actuaciones para ejecutar a partir de este mismo año a fin de paliar los efectos del Cambio Climático. “No estamos hablando de medidas puntuales y aisladas, sino de incluir de forma transversal y permanente en las políticas municipales la necesaria adaptación de la ciudad a una nueva situación que ha venido para quedarse y se irá agravando mientras no dejemos de emitir CO2 de forma masiva a la atmosfera. La adaptación a un clima mucho más cálido e inestable tendrá lugar, en cualquier caso, así que tenemos que elegir si nos vemos arrastrados a una transición brusca, sin control y con unos costes económicos y humanos muy elevados, o si preferimos abordar estos cambios como un proyecto colectivo, que reparta de forma justa los costes y genere al mismo tiempo, oportunidades de bienestar colectivo.”

Por su parte, Ana María Carnero, también coportavoz del partido verde, explica que desde EQUO Córdoba “proponemos aspirar a ser Capital Verde Europea a medio plazo. Este tipo de galardones tiene una importancia limitada, pero debe servir como meta colectiva, como aspiración que aglutine las energías y las visiones de toda la ciudad, construyendo un proyecto transversal a medio y largo plazo para hacer de Córdoba un modelo de ciudad adaptada al Cambio Climático. El ejemplo más cercano e inspirador lo tenemos en Vitoria, una ciudad que ha mejorado enormemente su calidad de vida, así como su proyección exterior al ser Capital Verde Europea en 2012. El caso de Vitoria es doblemente significativo puesto que la Capitalidad fue impulsada y promovida por gobiernos municipales de distinto signo político, un ejemplo de cómo articular un proyecto de ciudad. Además, a diferencia del fallido intento de ser Capital Cultural Europea, no existe un año o plazo concreto, se trata de un camino por el que avanzar en mejorar la calidad de vida y la salud de nuestra ciudad para sus habitantes”.

EQUO invita a todas las formaciones políticas, así como al conjunto de la sociedad cordobesa a impulsar una candidatura que vuelva a suponer una ilusión y un proyecto colectivo a medio y largo plazo, así como un revulsivo para dinamizar el empleo y la economía en la ciudad.

Comentarios cerrados.