EQUO reclama a la Junta de Andalucía y al Ayuntamiento que desarrolle de forma “inmediata” una red completa y conectada de carril bici

El partido verde celebra los pasos que se están dando, como la ampliación del sistema de préstamo de bicicletas recientemente anunciada, pero entiende que sin un carril bici que permita circular sin interrupciones por toda la ciudad y que se mantenga en buen estado, la apuesta por la bicicleta como alternativa de movilidad seguirá incompleta.

Igualmente, EQUO reclama a la Junta que cumpla de forma inmediata con el Plan Andaluz de la Bicicleta, cuyos planes y financiación está incumpliendo sistemáticamente.

EQUO se congratula del anuncio de la ampliación del sistema de préstamo de bicicletas, lo que supone un paso adelante para tener una movilidad más sostenible, saludable y que haga la ciudad más humana. Sin embargo, el partido verde recuerda al Ayuntamiento que la condición fundamental para hacer de la bicicleta un medio de transporte usado de forma masiva es la red de ciclovías o carril bici. En el desarrollo de estas infraestructuras Córdoba sufre un grave abandono y la falta de una visión de conjunto, que permita su uso como una red integrada y que cubra la totalidad de la ciudad.

EQUO reclama al Ayuntamiento que tome medidas decididas en este sentido, reclamando activamente a la Junta de Andalucía el cumplimiento del Plan Andaluz de la Bicicleta (PAB) y desarrollando actuaciones propias que permitan acceder en bicicleta de forma segura a toda la ciudad, incluyendo el casco histórico.

En palabras de Ana María Carnero, coportavoz de EQUO Córdoba, “Desgraciadamente, la Junta parece no querer cumplir ni sus propios planes, ya que al ritmo actual de inversión, el PAB no se concluiría hasta 2035, 15 años después de lo previsto, como denunció hace meses la Plataforma Carril Bici. Además, ni siquiera cumpliendo el PAB tendremos la red que Córdoba necesita, ya que se centra en unir tramos inconexos, algo imprescindible y que genera grandes ejes o circuitos, pero se olvida, en gran medida, de desarrollar carriles que partan de aquellos como capilares. Igualmente, el Ayuntamiento se refugia en la inacción de la Junta para justificar la propia, y en lugar de abordar medidas que pueden ser mal recibidas inicialmente, como la reducción de zonas de circulación o aparcamiento para vehículos privados, prefiere apostar por medidas sin polémica, positivas, como el préstamo ampliado o las campañas de concienciación, pero claramente insuficientes”.

Por su parte, Salustiano Luque, coportavoz provincial del partido verde, aseguró que “la apuesta por el uso de la bici debe verse siempre en el marco del desarrollo de una movilidad sostenible y limpia, no puede ser nunca un mero adorno de políticas de movilidad adictas al coche privado o verse como la promoción de una afición o deporte, algo por demás totalmente respetable. Para un nuevo modelo de ciudad, que nos permita luchar y adaptarnos al Cambio Climático y que reduzca la elevada contaminación atmosférica que sufrimos, es necesario quitarle espacio al vehículo privado para que lo ocupen peatones, bicicletas y transportes públicos. Además, este cambio de modelo no se puede limitar a las zonas donde es fácil y cómodo, los nuevos desarrollos urbanísticos o los grandes ejes de comunicación, sino que debe alcanzar todas las zonas de la ciudad, todos los barrios, casi todas las calles. No es posible mantener la actual situación y pretender solucionar los graves problemas que el uso y abuso del coche causa. Esta es una realidad que sólo con sinceridad y valor político se puede afrontar, por lo que hace falta un acuerdo amplio, que incluya a todos o la mayoría de los partidos, en ese sentido” ha concluido Luque.

EQUO recuerda que incluso sin una política decidida de promoción de la bicicleta, su uso ha ido creciendo en la ciudad de forma sustancial, y que cuando se ha desarrollado una política consistente de movilidad sostenible, la población ha respondido de forma entusiasta y masiva, como prueban los ejemplos de Sevilla o Pontevedra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *