EQUO se suma al rechazo a la celebración del centenario de “Manolete” y propone destinar el presupuesto a fomentar la creación cultural

El partido verde considera que no deben destinarse fondos públicos en 2017 a homenajear a una figura anacrónica como el matador, por no estar acorde con los valores actuales de respeto a los animales.

EQUO considera que la moción que aprobaba la comisión y el homenaje, aunque sin festejos taurinos, es un contrasentido, ya que la única faceta por la que Manuel Rodríguez Sánchez “Manolete” destacó fue, precisamente, por esta cruel tradición.

La formación ecologista ha expresado su disconformidad total con la celebración del centenario del nacimiento del torero que, a su entender, no merece ningún tipo de recordatorio público. “Lejos de ver la tauromaquia como un patrimonio cultural a conservar, EQUO forma parte de esa creciente mayoría social que la ve como un espectáculo cruel, bochornoso para nuestra sociedad, inevitablemente unido a memorias en blanco y negro de miseria y necesidad y a otras más recientes, de folclorismo barato y revistas del corazón. En cualquier caso, en una ciudad con las necesidades culturales que tiene Córdoba, dedicar fondos públicos a este homenaje es un despropósito” comenta Ana María Carnero, coportavoz de EQUO Córdoba.

EQUO entiende que las administraciones públicas debería fomentar el reconocimiento de aquellas figuras que transmitan valores democráticos, solidarios y acordes con una sociedad cada día más diversa, abierta y que rechaza la crueldad y el maltrato. El partido verde recuerda que los festejos taurinos llevan años a la baja y que sin las jugosas subvenciones públicas que reciben de diversas administraciones (compra de entradas, escuelas taurinas, espacios televisivos, etc) desaparecerían en muy poco tiempo, pudiéndose destinar dichos fondos a fomentar una cultura moderna, abierta y respetuosa con los animales y el entorno.

Por su parte, Salustiano Luque considera “necesario abandonar ese cliché de Córdoba como ciudad del toreo, de los califas, que supone una rémora para proyectarnos hacía el futuro. Tenemos un patrimonio cultural inmenso, antiguo y actual, material e inmaterial, como para tener que seguir repitiendo los viejos y manidos tópicos. Busquemos modelos y valores que transmitir para el siglo XXI”.

EQUO propone destinar los fondos del Centenario de Manolete a iniciativas culturales que promuevan la creatividad y la producción cultural local, que deben ser cada día más importantes en nuestra ciudad, más allá de tópicos ya pasados de moda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *