Otra amenaza para la ciudad de Córdoba: la cementera quiere quemar residuos (III)

LA MOVILIZACIÓN CIUDADANA CONTRA LA INCINERACIÓN EN COSMOS.

Conocidas las intenciones de la cementera Cosmos de retomar su proyecto de incineración de residuos para mejorar su cuenta de resultados, la reacción ciudadana no se hizo esperar. Desde comienzos de este año se ha constituido una Plataforma (PLATAFORMA “CÓRDOBA AIRE LIMPIO” CONTRA LA INCINERACIÓN DE RESIDUOS EN COSMOS) que agrupa a 28 organizaciones y colectivos entre los que se encuentra EQUO Córdoba. En esta Plataforma está la Federación de Asociaciones de Vecinos de Córdoba y diversas asociaciones vecinales, AMPAs, Ecologistas en Acción, diversas ONGs y movimientos ciudadanos así como Izquierda Unida y el Partido Andalucista.

Reunión del Gobierno Municipal con la Plataforma Aire Limpio

La intención es sumar esfuerzos para informar y sensibilizar a la ciudadanía cordobesa acerca de las pretensiones de la fábrica de cementos y los riesgos que comportaría la incineración de residuos para la salud y seguridad de la ciudad, especialmente para las personas que viven y trabajan en los barrios próximos. Se han realizado reuniones y  charlas, actos públicos de protesta y una exposición itinerante sobre noticias de prensa de las movilizaciones y paralización del proyecto en el año 2007. Además se han mantenido entrevistas con responsables del Ayuntamiento y la Junta de Andalucía, con los portavoces de todos los grupos municipales y con representantes políticos cordobeses en el Parlamento Andaluz. Igualmente, se han difundido numerosos comunicados a los medios de comunicación y artículos en prensa, exponiendo los motivos de nuestra rotunda oposición a la incineración de residuos en la fábrica de cementos.

La razón fundamental de esta oposición es el peligro de toxicidad que representaría la emisión a la atmósfera de todas las sustancias producidas en la combustión de neumáticos, residuos urbanos, plásticos agrícolas y lodos de depuración, teniendo en cuenta la proximidad de viviendas, colegios y centros de trabajo. Pero hay varias razones más que sustentan la posición de la Plataforma “Córdoba Aire Limpio”. Por un lado, están los criterios ecológicos y de sostenibilidad ambiental en el tratamiento de residuos. La incineración es un procedimiento más costoso y con grave impacto ambiental frente a otros procedimientos de reducción, segregación y reciclaje. Además, según la experiencia internacional, la aplicación de estas alternativas generaría entre 7 y 39 veces más empleos que la quema en hornos.

Por otro lado, consideramos que existen dudas razonables sobre la legalidad y vigencia de la Autorización Ambiental Integrada concedida a Cosmos en el año 2007 para la incineración de residuos. Según el análisis legislativo que hemos efectuado en la Plataforma, en ese momento estaban vigentes distintos preceptos del antiguo Reglamento de Actividades molestas, nocivas, insalubres y peligrosas del año 1961, entre ellos el que establece que las industrias consideradas como insalubres o peligrosas sólo podrán emplazarse a una distancia mayor de 2.000 metros a contar del núcleo más próximo de población agrupada. Este criterio no se ha respetado en la autorización a Cosmos.  Por si fuera poco, la normativa andaluza actualmente vigente en esta materia, establece que la autorización ambiental integrada caducará si no se hubiera comenzado la ejecución de la actividad en el plazo de cinco años desde la resolución de otorgamiento de tal autorización. Y en el caso de la cementera cordobesa ese plazo ya ha vencido por lo que entendemos que, si mantienen su pretensión de la nueva actividad de incineración, deberían solicitar otra vez la autorización correspondiente.

Mientras tanto, las administraciones mantienen –como en tantos casos- una ambigua postura y dejan pasar el tiempo.  La Junta de Andalucía se remite a la autorización ya concedida y a la decisión final del Ayuntamiento. El alcalde convocó el pasado mes de julio un “Grupo de Trabajo”, a petición de la empresa Cosmos y justo unos días antes de celebrarse el pleno municipal en el que debía debatirse la propuesta de moción conjunta contra la incineración que la Plataforma había trasladado a todos los grupos municipales. En ese grupo están representantes de la cementera y la FLACEMA (una fundación patrocinada por las cementeras andaluzas), de la Federación de Asociaciones de Vecinos y la Plataforma “Córdoba Aire Limpio” así como concejales y portavoces de los grupos municipales. Sólo se celebró la reunión constituyente en la que no se concluyó nada concreto y hasta hoy no hemos vuelto a tener noticias.

Todo hace pensar que sólo la movilización ciudadana, manifestando el rotundo y unánime rechazo, conseguirá paralizar el proyecto de incineración en la fábrica de cementos, como ha sucedido en Málaga, Toral de los Vados (León), San Lorenzo de la Parrilla (Cuenca) y otros municipios. Donde la oposición ha sido débil o nula… están respirando su dosis diaria de dioxinas.

(Para saber más sobre el tema y conocer las actividades de la Plataforma “Córdoba Aire Limpio”, consulta nuestro blog http://www.cordobaairelimpio.org/)

Salustiano Luque. Miembro de EQUO Córdoba.

Deja una respuesta